18 de septiembre de 2008

Chocolate con churros

Desayunar con churros es una de las tradiciones gastronómicas más antiguas, tanto se acompañen con un espeso y sabroso chocolate a la taza, o bien de un café con leche. Recuerdo a mi abuela haciéndolos, menuda experta. Llenaba la churrera con la masa y según iba saliendo, los cortaba más o menos del mismo tamaño, y directos a la sartén. Los primeros en salir, crujientes y calentitos, jamás llegaban a la mesa. Siempre andaba yo por le medio, y eses siempre eran para mi. Hoy día, al menos en mi familia y supongo que como en muchas otras, sigue la tradición de tomarse el chocolate con churros el día 1 de enero, después de acabar el año. Aunque para tomarse un chocolatito con churros, no hacen falta días especiales ¿verdad?.


Ingredientes:

- 1/2 kg de harina.
- Aceite de oliva.
- 1 lt de agua.
- Media cucharadita de sal.
- 2 cucharaditas de levadura.
- Azúcar al gusto.

Preparación:

- Ponemos un cazo al fuego con el litro de agua, y cuando rompa a ebulliciòn apartamos del fuego
- Añadimos de golpe la harina, junto con el sal y la levadura.
- Remover sin parar fuera el fuego, hasta que la masa se despegue de las paredes.
- Cuando temple un poco la masa, rellenamos la churrera y vamos haciendo tiras sobre la mesa de trabajo.
- Cortamos del gusto de cada uno, y freimos en aceite caliente. Lo suficiente para que se doren por fuera y no quden crudos por dentro.
- Eliminamos el exceso de aceite, una vez fritos, colocándolos encima de papel absorvente.
- Luego pasamos a una fuente para servirlos, y los espolvoreamos con azúcar.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Me has metido antojo con las fotos. Que rico.

Merchi dijo...

Los churros con chocolate siempre han sido tentación divina ¿a que si?. Pues nada, a prepararse unos que luego se hacen, y si no, con media docenita que te compres, matas el antojo. Que te aprovechen eh y gracias por visitarme. Besotes.